Citazione bibliografica: Anónimo (Francisco del Valle-Inclán) (Ed.): "Discurso XXII", in: El Catón Compostelano, Vol.1\22 (1800), pp. 337-349, edito in: Ertler, Klaus-Dieter / Hobisch, Elisabeth (Ed.): Gli "Spectators" nel contesto internazionale. Edizione digitale, Graz 2011- . hdl.handle.net/11471/513.20.1290 [consultato il: ].


Livello 1►

DISCURSO XXII.

CONTINUACION

de las reflexîones
De D. Juan Francisco de Masdeu.

Livello 2► Livello 3► Satire►

SUEÑO XIX.

De setenta y dos lenguas de que hace mencion la Sagrada Escritura , de todas se supone el mismo Dios por Autor. (Pag. 24.)

RESPUESTA. Asi Dios es el Autor de los Babilonicos Sueños de mi Adversario. [338] Confundió en él el todo Poderoso los organos de la lengua, y del entendimiento para que escribiera mal, y se humillara. Respetemos con humildad y temblor esta moderna copia de la antigua Torre de Babél.

SUEñO XX. Acerquemonos yá al punto en qüestion, á que me fuerza la angustia de este Escrito. (Pag. 24.)

RESPUESTA. Bendita sea mil veces la angustia del Escrito, porque sin ella mi Censor un volúmen en folio huviera llenado sin tocar el asunto; pero por fin alabado sea Dios, que yá llegó el punto. Guardemos el Chapitel, porque ahora si que empieza de veras el palo de ciego.

SUEñO XXI. S. Fernando , y D. Alonso el Sabio ..... escribieron en Español..... es menester ser muy estupidos para creer que esta lengua era nueva, y nuevamente forxada, y por lo mismo desconocida de sus Vasallos. (Pag. 24 y 25.)

RESPUESTA. Yá lo dije yo, que de [339] ciego havia de ser la paliza ¿Quien há dicho jamas que la lengua de S. Fernando naciese entonces de repente, sin haver sido antes conocida por los Españoles? No Señor, no estamos todos dormidos, que no es de todos la zorrera. Decimos que se formó nuestra lengua, no de un golpe, ni de un tirón, sinó muy de espacio; que mucho antes del Santo Rey empezó á ser embrion, y poco á poco á ser niña, que en aquellos tiempos felices yá era membruda, y buena Moza; que fué en adelante ganando mucho, y llegó á formarse Matrona. Si mi Censor se huviese desojado y consumido la vista como yo sobre pergaminos acrivillados, huviera descubierto en sucesion de tiempos, y como en forma cronológica la Lengua niña, la Lengua moza y la Lengua muger; pero esto es hablar al ayre para quien echa palabras sin oir razones.

SUEñO XXII, La Lengua de D. Alonso en su fondo es la misma que existía en [340] tiempo de los Pelayos, Rodrigos y Viriatos. (Pag. 25.)

RESPUESTA. Y en tiempo de Noë, y Adan; pues porque no hemos de echar el resto? Mas como se prueba tan antiguo Abolorio? A carcaxada tendida se echa á reir mi Censor ¿Que importa eso de pruebas y razones? ¿Quien repara en semejantes pelillos? Buenos estuviéramos, si huviesemos de probar todo lo que decimos. Lo dicho dicho, y vamos adelante, que asi lo hizo Pilatos.

SUEñO XXIII. Porque carezcamos de monumentos retrogrados de nuestra Lengua, no por eso se há de negar su exîstencia. (Pag. 26.)

RESPUESTA. Para pensar y decir que una cosa no es, basta que su sér no conste, pero al contrario, para afirmar y asegurar que es, es menester tener pruebas de su sér. Esta há sido la Logica hasta ahora de todos los hombres, de todos los siglos, de todo el mundo, aunque bien sé, que todos estos todos no valen [341] un bledo para mi Censor, que, abulta solo el mas que todos juntos. Añadese que en nuestro asunto hay todavia mas. Tenemos documentos positivos y cronológicos de la edad mugeril, jubenil, y pueril, y aun del mismo embrión de nuestra lengua Castellana ¿Pues como podrá decirse que exîstía muchos Siglos antes de su niñez , y aún antes de su natividad, y aun antes de su engendramiento? Sueños son estos de que se rien todos los que no duermen.

SUEñO XXIV. Tampoco hay monumentos Vascones, ni Gallegos, sin embargo de que estos idiomas provinciales exîstían y exîstieron de la manera que se hablan. (Pag. 26.)

RESPUESTA. El confundir como aqui se hace las dos diversas Lenguas de Vizcaya, y Galicia es cosa de Torre de Babél. De la lengua Gallega no hay documentos antiguos, ni los puede haver: De la Vizcaína puede haverlos y los hay, algunos mas seguros y otros menos. Bien sé yo, que si pudiese poner aqui la [342] pluma el estudiosisimo Academico Señor Don Luis Carlos y Zuniga, citaría muchas monedas vascongadas anteriores á las Romanas; pero sea de esto lo que se fuere, es cierto que para poner en nivel las dos Lenguas es necesario echarse á dormir.

SUEñO XXV. Verdad es, que los Escritores de aquel tiempo (antes del Siglo trece) son todos Latinos; pero esto es quanto pudieron hacer los Romanos, hasta la prohivicion de San Fernando. (Pag. 16.)

RESPUESTA. ¡Que Sueño tan enmarañado! Desde el Reynado de los primeros Godos hasta el de San Fernando se pasaron ocho Siglos sin dominio de Romanos en España ¿Como pudieron estos Señores, quando no lo eran, hacernos escribir por tan largo tiempo en su lengua Latina? Solo el mismo Anonimo podrá ser Interprete de sí mismo, aunque no quisiera que le sucediese como á la Mosca en la tela, que quanto mas forceja mas se enreda.

[343] SUEñO XXVI. Es error comun el de creer deribadas las voces Castellanas de las Latinas. Al contrario, aquellos escritores (los que escribieron antes de San Fernando) latinizaban las voces patrias, porque escribían en Latin. (Pag. 26.)

RESPUESTA. Despeñado se há el Sr. Anonimo: Dios le tenga de su mano. Pero escucheme un minuto, si es que puede levantar la cabeza del derrumbadero. Amor y odio, pabór y terrór, Sol y Luna, Planeta y Astro, gesto y exemplo, baculo y ramo, Gallo y Gallina, Casa y pavimento, declamo y canto, triste y dulce, solido y liquido, &c. &c. &c. Todas estas voces, y otras millares con las mismas letras ni mas ni menos son enteramente Latinas, y Castellanas, y sin estas hay otras muchisimas sin cuento, que con sola la alteración de alguna letra tan comunes son á entrambos idiomas, que por necesidad deben haverlas tomado, ó los Españoles de los Romanos, ó los Romanos de los Españoles. A este [344] principio indisputable añadese otro igualmente cierto, que antes del Rey San Fernando ó de sus inmediatos antecesores no hay documento alguno Castellano con dichas voces, y al contrario se hallan usadas todas ellas en Escrituras latinas, millares y millones de veces, por dos, por quatro, por seis, por ocho, por diez, por doce por catorce Siglos ¿Quien há de decir despues de esto, sin estar fuera de sí, que las voces antiguas son hijas de las modernas, y que nuestra Lengua antes de tener existencia, por bruxería, ó hechizo ó cosa semejante dió su primer ser á la que yá mucho antes lo tenia? Dejemonos de cuentos Señor Anonimo, que esto es mucho soñar y aún delirar.

SUEñO XXVIII. [sic] Para probar, que de nuestras voces se originaron las Latinas un solo exemplo quiero poner entre infinitos en la estrechéz de esta Carta......¿Que Gallego tan estupido podrá creer, que de Labamentula se dijo Labacolla? Al contrario [345] los antiguos Escritores que conocían el verdadero significado de Labacolla traduxeron y latinizaron muy bien Labamentula (Pag. 26 y 27.)

RESPUESTA. El Tabano quando vá á picar á un Borrico, entre tanto burro como hay en un burro, escoge casi siempre el tafanario. Así mi buen Censor entre infinitos exemplos que dice el mismo que tiene há ido á dar de hocicos en la Colla Galicana, ó mentula Latina. Con su pan se la coma, que nadie le embidiará esa comida. ¿Pero por fin que pretende con tan ediondo exemplo. Pretende, que la Colla de los Gallegos es mas antigua que la mentula de los Romanos. Allá se las den, y se las tomen, que yo no entiendo de semejantes genealogias.

SUEñO XXVIII. De la misma manera debemos creer que no se dixo Ulla de Ulia, Tambre de Tameris, Oeste de Honestum, sinó al revés, pues escribian en Latin, y el Alfabeto Romano carece de letras sufi- [346] cientes para expresar el sonido de nuestras voces patrias. (Pag. 27.)

RESPUESTA. Pasmado estoy de tanto gazapón. Tenemos memorias antiguas de Ulia y Tameris, asi como de mentula, y no las tenemos sinó modernas de Ulla, Tambre y Colla ¿Pues como se há de decir que lo último es antes de lo primero, y que el que vino despues fué Padre del que nació mucho antes? Sucedió este milagro (dice mi Censor) por que los Escritores antiguos escribían en latin. Apuesto, que si renace Salomón no entiende este argumento ¿pues como há de ser, que un Escritor latino, por lo mismo porque escribía en Latín, tomase palabras de una Lengua Española, antes que tal Lengua huviese. Mas linda todavía, y verdaderamente de pie de banco es la segunda razón. Latinizaron (dice) los Antiguos nuestras palabras, porque el Alfabeto Romano carecia de letras suficientes para expresar el sonido de nuestras voces ¡Jesús! que trastor-[347]no de idéas! Yo no sé donde estoy, ni lo que me pasa. ¿En Colla, en Ulla en Tambre, en Oeste (que son todas las palabras que cita mi Censor) que letras hay, ó que diablos, de que carezca el Alfabeto Romano? Vaya, dexemonos de locuras, que no quiero bolverme loco.

SUEñO XXIX. Todos los esfuerzos de nuestra Academia, no han podido aun impedir que se impriman jotas Italianas en lugar de nuestras jotas, ni menos se han detenido en introducir una letra equivalente al xin Hebreo, tan necesaria para la pronunciacion de nuestras Lenguas provinciales, como Puxols, Madeyxe, Teyxeyro, &c. y hé aqui el origen de las diversas inteligencias de los Autores Griegos y Latinos, que escribieron de las cosas topograficas de España (Pag. 27. 28.)

RESPUESTA. Barrabás que lo entienda. ¿A que viene aqui la xacara Judia, y la jota Gallega? Que lugar tiene la Academia de nuestra Lengua en la inteligen-[348]cia topografica de los Escritores antiguos? ¿Que relación hay entre los retumbos de la lengua Latina, y los chirrios de la Gallega? Todo está fundado en confusión de tiempos y de idéas. Charla y parola sin substancia, ni xugo.

SUEñO XXX. Luego es un error el ir á buscar el origen de nuestra Lengua en la etimologia de la Latina. (Pag. 28)

RESPUESTA. Despues de todo lo dicho, tan lexitima y plausible es esta conseqüencia, como si yo dixera con mucha seriedad: Lechugas hay en el Mercado luego es buena la Zanaoria; pues esta y no otra es la conclusión, y el remate, y el corolario, y el ergo, y el quod erat demonstrandum de todo el Discurso primero de mi buen Censor. Aseguro, que los demás son todavia mas flacos, porque gastó en el primero casi toda su polvora ◀Satire ¡Que tales serán sus argumentillos! Diviertase con ellos quien estuviere mas ocioso que yo. [349] Dirixe por fin el Señor Anonimo sus humildes suplicas al venerable Caton Compostelano, para que se digne adornar con dicho Discurso el frente de su Escena literaria. Yo sin tanta comica le hago presente al mismo Caton, que haviendo el colocado en sus papeles hebdomadarios la ridicula censura de mi Historia, tengo derecho á que de lugar en ellos á mi respuesta buena ó mala, que la juzgue, no para mi disculpa y satisfaccion que me importa poco, pero si para desengaño del Público. ◀Livello 3 ◀Livello 2 ◀Livello 1